todanoticia

Asia y Medio Oriente

Se reanuda evacuación de civiles del último reducto yihadista en Siria


Alternative content

Get Adobe Flash player

Ad

-todanoticia.com- Varios civiles caminan en un sector del último reducto del grupo Estado Islámico en Siria en espera de su evacuación hacia centros de refugiados.

Las fuerzas antiyihadistas en Siria reanudaron este lunes las evacuaciones de civiles desde el último reducto sitiado del grupo yihadista Estado Islámico (EI), en tanto la situación humanitaria en los campos de desplazados no deja de degradarse.

Más de 30 camiones con hombres y mujeres a bordo salieron este lunes del último reducto de EI en el este de Siria, bajo la supervisión de las fuerzas kurdo-árabes que combaten a los yihadistas, constató una periodista de AFP.

En una posición de las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS) respaldadas por Estados Unidos, la reportera pudo ver el convoy que abandonó la localidad de Baghuz. Las dos anteriores olas de evacuaciones se registraron los pasados miércoles y viernes.

Las FDS, compuestas por combatientes kurdos y árabes y apoyadas por la coalición internacional liderada por Estados Unidos, habían suspendido hace más de una semana la fase "final" de su ofensiva en este sector del este de Siria para evitar un baño de sangre y acusando a los yihadistas de utilizar a los civiles como "escudos humanos".

El golpe de gracia militar y el fin oficial del "califato" de EI en Siria llegará recién cuando terminen estas evacuaciones.

"Nos esperamos a que salgan hoy (lunes) gran cantidad de civiles y esperamos que se trate de la última ola" de evacuaciones, había indicado a AFP Mustafa Bali, un portavoz de las FDS.

Unas 5.000 personas -hombres, mujeres y niños- quitaron desde el miércoles el sector controlado por los yihadistas, que se extiende a menos de medio kilómetro cuadrado en la localidad de Baghuz, en la provincia oriental de Deir Ezzor.

El sábado y el domingo no se registraron evacuaciones, según las FDS, pero el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH) mencionó el traslado de 1.400 personas -familiares de yihadistas- hacia Irak.

Una información que desmintieron los responsable kurdos. "No entregamos a nadie que está bajo nuestra vigilancia a las autoridades iraquíes o cualquier otro", afirmó a AFP Abdel Karim Omar, a cargo de los asuntos extranjeros en la administración semi-autónoma kurda.

"A menos que esas personas hayan sido evacuadas desde otro sector", agregó, sin más precisiones.

Las autoridades iraquíes anunciaron no obstante el domingo que las FDS extraditaron a Irak desde el jueves a 280 yihadistas iraquíes, de unos 500 que detuvieron. Las FDS, que detuvieron a centenares de combatientes de EI, también negaron esta información.

El lunes, una fuente gubernamental iraquí dijo a AFP que las FDS entregaron además a 14 yihadistas franceses a las autoridades iraquíes, pero no especificó cuándo lo hicieron.

Yihadistas dispuestos a todo

En el sector de EI en Baghuz aún habría unas 5.000 personas, según las FDS, que revisaron al alza sus estimaciones iniciales de 2.000 personas por la importante cantidad de evacuados de los últimos días.

Los combatientes de EI, rodeados desde hace semanas, enterraron minas en todo el sector para frenar el avance de las FDS y complicar la huida de los civiles.

Pero "en los próximos días, nuestras fuerzas anunciarán el fin de EI" en Siria, aseguró Omar.

Desde diciembre unas 46.000 personas, civiles y yihadistas, dejaron el sector, según el OSDH.

Los presuntos yihadistas son enviados a centros de detención en donde son registrados e interrogados, mientras que sus familias son transferidas hacia los campamentos de desplazados de Al Hol, en la provincia de Hassaké (noreste) en condiciones de viaje precarias.

Desde diciembre 78 personas murieron en esos traslados o poco después de llegar a Al Hol, indicó el domingo Misty Buswell, de la ONG Comité Internacional de Rescate (IRC) para Medio Oriente. Dos tercios de las víctimas tenían menos de un año, lamentó.

"La población del campamento alcanza las 45.000 personas", agregó la responsable, dando cuenta de una "necesidad urgente de agua, alimentos y atención médica".

"La comunidad internacional no asume sus responsabilidades", lamentó por su parte Abdel Karim Omar. "Las organizaciones internacionales asumen sólo el 5% de las necesidades de los campamentos de desplazados y los centros de detención" de yihadistas, afirmó a AFP.

No se venció 'al terrorismo'

"La llegada repentina" de hombres, pero sobre todo de mujeres y niños que huyen de Baghuz, plantea "desafíos enormes", reconoció el viernes la Oficina de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA) en Twitter.

Si EI está a un punto de perder su último bastión sirio, sus combatientes se dispersaron en el desierto central de Badiya y lanzan desde alló ataques a la regiones controladas por las FDS.

El fin territorial de EI en el sector de Baghuz "no significa que hayamos vencido al terrorismo", insistió Omar, evocando la importancia de una política de desarrollo inclusiva luego de la derrota de EI en Siria.

La guerra en Siria comenzó en 2011 y dejó más de 360.000 muertos y millones de desplazados.