todanoticia

Economia y Finanzas

Venezuela ante un peor escenario económico


Alternative content

Get Adobe Flash player

Ad

-todanoticia.com- Los presidentes Daniel Ortega (Nicaragua), Nicolás Maduro (Venezuela), Miguel Díaz-Canel (Cuba) y Evo Morales (Bolivia) durante un reciente encuentro.

Venezuela está sumida en la peor crisis económica de su historia tras dos décadas de gobiernos del ahora fallecido presidente Hugo Chávez y Nicolás Maduro, su sucesor.

En 2018, el país ha padecido una inflación de siete dígitos, mayor escasez de productos básicos como alimentos y medicinas, y una profunda recesión.

Según el Fondo Monetario Internacional (FMI), la inflación en Venezuela, entre las peores de la historia mundial, podría superar el 1’370.000% a finales de año. Naciones Unidas, en tanto, revela que unos 3 millones de venezolanos han salido del país desde 2015.

Maduro, empero, repetidamente acusa a EE.UU. de orquestar una guerra económica, con el apoyo de sus adversarios locales. Los críticos del mandatario sostienen que la debacle económica del país está relacionada con el agotamiento de los sistemas de controles de cambio y de precios, vigentes desde 2003, entre otras distorsiones de la economía.

Algunos analistas vaticinan que la situación económica del país se agravará ante la ineficacia de las medidas adoptadas hasta ahora por el Gobierno.

El caos económico reinante era previsible para muchos de los críticos que por años advirtieron que el país se dirigía a un despeñadero debido a la política iniciada por Chávez. En los últimos 19 años han cerrado más de dos tercios de las 600.000 empresas que había en 1998. A la par, la inflación ha pulverizado el salario real.

Como parte de un plan de Maduro, en agosto entró en vigencia una reforma monetaria, aumentó el salario mínimo 3.000% en agosto y 150% en diciembre, elevó los impuestos a las empresas, y paralelamente ancló los precios de numerosos bienes y servicios a la criptomoneda conocida como el petro.

La nueva moneda, el “bolívar soberano”, que parece tener una vida corta, implicó la eliminación de las seis denominaciones que iban de 1.000 a 100.000 bolívares, que el propio Maduro puso en circulación para frenar la inflación.

La hiperinflación es motivo de alarma que el tiempo en que los precios se multiplican es cada vez menor.

A mediados de 2017, los precios se duplicaban cada ocho meses, pero ahora ocurre cada diez días, según estimaciones independientes.

Entre los que más se multiplican destacan los que son más escasos, como el arroz. Un kilo de este producto, que el 30 de octubre costaba 178 bolívares soberanos, 47 días después tenía un costo de 945 bolívares soberanos. O por ejemplo: el paquete de 30 huevos tenía un costo de 2.000 bolívares soberanos el 15 de diciembre cuando dos semanas antes se podía comprar por 1.100 bolívares soberanos.

A partir del 1 de diciembre, Maduro elevó el salario mínimo de 1.800 a 4.500 bolívares, que equivale a unos $ 12,75 al tipo de cambio oficial y apenas $ 6,25 a la tasa del mercado negro.

En 2019, según algunos economistas como Leonardo Buniak, se estima que la contracción de la economía será del 20%, una cifra catastrófica considerando que Venezuela ya ha perdido más de la mitad de su producto interno bruto en los últimos años.

Algunos analistas alertan que Venezuela se dirige a un colapso macroeconómico en 2019, fenómeno que resultaría de la combinación de una contracción económica agravada y un proceso de espiral hiperinflacionaria que, según el FMI, podría cerrar el próximo año en 10’000.000%.