todanoticia

Local

Expresidente Martinelli hospitalizado por afección cardiaca


Alternative content

Get Adobe Flash player

Ad

-todanoticia.com- Martinelli llegó a Panamá el lunes extraditado de Estados Unidos en donde pasó un año encarcelado en una prisión federal de Miami.

El expresidente Ricardo Martinelli quien retornó en la ví­spera extraditado desde Estados Unidos amaneció el martes hospitalizado aquejado por enfermedades del corazón.

Martinelli se encuentra en una sala de cuidados intensivos y se encuentra estable, informó el director médico del hospital público Santo Tomás, el nosocomio donde fue ingresado el ex gobernante a la medianoche de lunes.

El exgobernante fue evaluado en la cárcel El Renacer por médicos del penal quienes recomendaron su hospitalización.

Los médicos que examinaron a Martinelli en la cárcel dijeron que padecí­a una crisis hipertensiva, una cardiopatí­a isquémica y también sufrí­a un grado alto de ansiedad.

La permanencia de Martinelli en el hospital Santo Tomás dependerá de cómo evoluciona a los tratamientos médicos.

Martinelli llegó a Panamá el lunes extraditado de Estados Unidos en donde pasó un año encarcelado en una prisión federal de Miami. Panamá solicitó a Estados Unidos la extradición del gobernante para que enfrentara cargos de espionaje y corrupción.

A su llegada al paí­s Martinelli fue llevado a la cárcel y horas después fue trasladado a la Corte judicial para una audiencia en la que el exgobernante demandó atención médica y dijo que a su llegada al paí­s le violentaron sus derechos humanos.

Martinelli dijo que se sentí­a “ofendido de la forma como se me han violado mis derechos” y enumeró una serie de padecimientos crónicos, entre ellos taquicardia, glaucoma e hipertensión arterial. “Probablemente tengo cáncer de próstata, agregó.

El juez Jerónimo Mejí­a solicitó la opinión de un médico que revisó previamente a Martinelli y ordenó que fuera examinado nuevamente por médicos del penal.

El juez ha convocado a una nueva audiencia el martes para escuchar el diagnóstico de los médicos. Según las acusaciones que fundamentaron la extradición, Martinelli compró durante su presidencia equipos especiales a dos compañí­as israelí­es para crear un presunto sistema ilegal de interceptaciones de conversaciones de más de un centenar de personas, entre ellas opositores polí­ticos, lí­deres sindicales, empresarios y periodistas crí­ticos de su administración.

El exmandatario, que habí­a solicitado asilo polí­tico en Estados Unidos antes de su detención en junio de 2017, niega esos cargos.

Martinelli, un acaudalado empresario de 66 años que gobernó entre 2009 y 2014, alega que las acusaciones son producto de una persecución polí­tica.