todanoticia

Local

Gobierno de Honduras, indiferente a situación de migrantes en EE UU


Alternative content

Get Adobe Flash player

Ad

-todanoticia.com- El momento de alcanzar una reforma migratoria que beneficie a los hondureños residentes en Estados Unidos está a la vuelta de la esquina, pero el gobierno de Honduras permanece apático e indiferente a la lucha que realizan los connaciones, lamentaron líderes hondureños.El sorpresivo anuncio de la ampliación del Estatus de Protección Temporal (TPS por sus siglas en inglés), que le permite a los hondureños permanecer en Estados Unidos por 18 meses más, aumentó el optimismo en los líderes hondureños .

Es el momento de los cabildeos, de buscar el apoyo de congresistas, de senadores, de todos los que puedan influenciar para que se apruebe el proyecto que será presentado a mediados de abril ante el Congreso.Sin embargo, hasta el momento no se conoce de ninguna acción que se esté realizando a nivel diplomático para inclinar la balanza a favor de los catrachos.Actualmente, el presidente de la Liga de Ciudadanos Latinoamericanos Unidos (LULAC) y Hondureños Unidos de Dallas, Jorge Rivera; de la Organización Hondureña Integrada Francisco Morazán, con sede en Miami, Franciso Portillo; de la Unidad Hondureña de Washington, Julio Gagno-Pleytez, y otros líderes catrachos trabajan para que los connacionales reciban este beneficio, pero no han encontrado apoyo en el gobierno.Gagno-Pleytez explica que las organizaciones están hablando con senadores para que apoyen la solicitud que le daría a los hondureños la residencia legal sin tener que esperar los ocho o 10 diez más, como se propone en este momento.

Para lograr el apoyo de los políticos estadounidense, es necesario conocer cuántos hondureños viven en cada distrito, pero las organizaciones no cuentan con la información oficial que debe tener el gobierno. "Lo primero que los senadores nos preguntan es cuántos hondureños hay en el distrito, para que ellos consideren apoyar esta iniciativa, pero no tenemos esta información, pero el gobierno sí".

El líder hondureño explicó que en las reuniones que sostienen no hay representantes diplomáticos de Honduras, mientras que de países vecinos, asistieron con toda la información que les solicitaban.Otra de las dificultades que ven los líderes hondureños es que los compatriotas no son atendidos en los consulados y embajadas, aunque en este momento es imperioso que se les den los documentos de identificación. Por su parte, Francisco Portillo lamentó que la actual administración no envió ni una carta para pedir al gobierno de Barack Obama que ampliara el TPS para los hondureños.

Las organizaciones solicitan mayores esfuerzos diplomáticos de parte del gobierno, los que ya están haciendo El Salvador y Nicaragua, para que se les conceda la residencia legal a los hondureños que llegaron desde 1999 y están bajo el TPS. En ese sentido, Jorge Rivera, de Lulac, dijo que es tiempo que el Presidente se ponga la mano en la conciencia y comience a acercarse a las organizaciones para que trabajan juntos en favor de los connacionales. Según Rivera, otros países ofrecen abogados, ayuda financiera y respaldo a sus organizaciones para que puedan ser recibidos por los funcionarios que pueden apoyar a los inmigrantes. Los cabildeos de las organizaciones hondureñas continuarán esta semana, ya que este miércoles 10 de abril se reunirán con senadores en Washington para que apoyen la propuesta. ls